Necrosis Avascular. Prótesis de Rodilla
21806
page-template,page-template-full_width,page-template-full_width-php,page,page-id-21806,bridge-core-1.0.4,qode-listing-1.0.1,qode-social-login-1.0,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,footer_responsive_adv,qode-theme-ver-18.0.9,qode-theme-bridge,disabled_footer_bottom,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-5.7,vc_responsive

NECROSIS AVASCULAR DE RODILLA | PRÓTESIS DE RODILLA

Necrosis Avascular. Prótesis de Rodilla

La necrosis avascular de rodilla es un enfermedad por la cual una parte del hueso se necrosa, afectando principalmente a zonas de carga de la rodilla, afectando  principalmente a el cóndilo femoral interno. Esta se presenta “ sin previo aviso” como un dolor súbito, punzante  y muy incapacitante en la zona interna de la rodilla que incapacita la deambulación, pudiendo llegar a limitar la movilidad de esta.

 

Durante esta fase aguda de la necrosis avascular de rodilla se produce una inflamación subcondral (hueso) que es la responsable del dolor agudo. Posteriormente puede resolverse de manera esporádica sin dejar alteraciones, aunque es frecuente que produzca una lesión en el cóndilo femoral que condicione un dolor moderado con la movilidad de dicha articulación.

CAUSAS DE LA NECROSIS AVASCULAR ÓSEA DE RODILLA

Aunque las causas son comunes en todas las necrosis avasculares óseas de rodilla, a diferencia de lo observado en la articulación de cadera, la necrosis ósea en la rodilla suele ser de origen idiopático (“desconocido”), aunque diferentes factores como la obesidad, los traumatismos repetidos, las rodillas en varo (en forma de “o”) favorecen su aparición.

Esquema e imagen radiográfica de una necrosis severa del cóndilo femoral interno con necrosis avascular osea de rodillla
Esquema e imagen radiográfica de una necrosis severa del cóndilo femoral interno con necrosis avascular osea de rodillla

Esquema e imagen radiográfica de una necrosis severa del cóndilo femoral interno

SÍNTOMAS DE LA NECROSIS AVASCULAR ÓSEA DE RODILLA

La necrosis ósea de rodilla suele debutar con un dolor brusco, incapacitante en la rodilla, que a veces va seguido con la presencia de derrame articular.

 

Es dolor puede ser tan intento que limite la movilidad de la propia rodilla.  Muchas veces, se confunde con una lesión meniscal, pero suele ser característico el dolor “ a punta de dedo” en el cóndilo femoral interno. Una vez resuelta la fase aguda, lo más frecuente es que los pacientes presenten un dolor de características mecánicas (al andar) que les suele dejar doloridos al final del día, disminuyendo progresivamente la la capacidad de deambulación de estos pacientes

La necrosis ósea de rodilla suele debutar con un dolor brusco, incapacitante en la rodilla, que a veces va seguido con la presencia de derrame articular

DIAGNÓSTICO DE LA NECROSIS AVASCULAR ÓSEA DE RODILLA

Desafortunadamente la mayoría de veces el diagnóstico de la necrosis avascular de rodilla se realiza “por error” al solicitar una resonancia de rodilla por sospecha de una lesión meniscal.

 

No obstante una adecuada exploración física es suficiente para ponernos sobre la pista de esta patología. En fases iniciales será necesario realizar la resonancia para confirmar el diagnóstico, pero en fases avanzadas una simple radiografía es suficiente para confirmar el diagnóstico.

Necrosis avascular de rodilla severa de cóndilo femoral interno
Necrosis avascular de rodilla severa de cóndilo femoral interno

Necrosis avascular de rodilla severa de cóndilo
femoral interno

TRATAMIENTO DE LA NECROSIS AVASCULAR ÓSEA DE RODILLA

El tratamiento de una necrosis avascular de rodilla dependerá de la fase en la que esta se encuentre. En fases iniciales, el reposo y la descarga son las mejores opciones para evitar aumentar la destrucción ósea. Se han intentado diferentes tratamientos realizando microperforaciones, infiltración de plasma rico en plaquetas, células madre, etc., pero a diferencia de lo observado en otras articulaciones actualmente no existe suficiente evidencia para estandarizar su uso.

 

En fases avanzadas el tratamiento quirúrgico va a depender del grado de destrucción ósea que se haya producido y la edad del paciente. En lesiones pequeñas en pacientes jóvenes se pueden realizar osteotomías si el paciente quiere seguir realizando actividades de impacto. Si no es el caso, o la edad no lo aconseja, la mejor opción suele ser una artroplastia unicompartimental de rodilla. Solo en aquellos más severos, o cuando la rodilla sufra un proceso de degeneración generalizado (artrosis) el tratamiento de elección será la artroplastia total de rodilla .

Osteotomía tibia alta en Necrosis Avascular de rodilla leve, artroplastia unicompartimental y artroplastia total de rodilla

Osteotomía tibia alta en NAV leve, artroplastia unicompartimental y artroplastia total de rodilla

¡ Estoy a su disposición para ayudarle y resolver sus dudas !

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies